Aparador, este mueble se ha ganado un rincón en nuestro salón o comedor, y ahora es la llave sin la que no podemos vivir. Pero cuando hablamos de cómo decorar la mitad superior para que quede bonita, cómoda y encaje a la perfección con el resto de la habitación, pensamos en cómo decorarla.

 El criterio básico y fundamental es la elección del color. Para ello necesitamos una distribución uniforme entre las distintas estancias, por lo que recomendamos animar la estancia con diferentes tonalidades o alegrar el ambiente con muebles y decoración de colores llamativos. Eso sí, tenemos que tener mucho cuidado al combinarlos.

Por otro lado, hay que fijarse en cada estancia de la casa, desde la despensa hasta el exterior. Se puede aprender de todo, la autocrítica es por supuesto necesaria, en que caso de que  creas que haya que cambiar alguna cosa.

Muchas veces las cosas más simples son la esencia del diseño de interiores; es decir, no hay que complicarse la vida, basta con elegir lo que necesitamos y evitar errores a la hora de decorar tu hogar.

Lo principal es el orden y la organización adecuada. No hay nada mejor que entrar en una habitación y encontrarlo todo. Es hora de aprender a distribuir el espacio en tu hogar y mantenerlo en orden para que puedas alcanzar la verdadera felicidad.

 Por ello, Te recomendamos hacer lo siguiente, entra en Kasas Decoración y analiza con ellos el estado de tu hogar y si es necesaria una rutina para mantener una correcta organización. El valor del espacio es la combinación de materiales y formas. En este sentido, es importante que nada quede aislado o aislado, preferentemente que exista una relación entre todos los recursos para poder concretar un discurso estético.

Por ejemplo, cómodas de madera con jarrones encima, sillas de mimbre en las mesas de estilo minimalista, ventanas decorativas que combinan con otros colores de interiores y mucho más.

El factor más importante es hacer que la casa sea armoniosa. Aprenda a usar la luz, hágala lo más natural posible y use cortinas transparentes que filtren la luz. No olvide que también hay persianas que son fáciles de instalar y operar. 

Por otro lado, no dudes en elegir un impresionante plafón original con llamativas campanas y otros plafones de pie en rincones con menos luz, en muchas webs tienen muchas opciones para decorarlos y agregarle elementos que sean únicos y bonitos, ya sean diversidad de espejos, reloj cuadros e iluminación.

Ideas para decorar un mueble aparador

Con imágenes llamativas

Ya sea un tamaño grande que cubra casi todo el aparador o la consola, o la elección de dos o más marcos, podemos manejar la mayoría de los trabajos.

Con el arte como elemento principal, simplemente tenemos que tener más elementos decorativos, e incluso es posible utilizar uno solo más o menos grande en un lado y varios elementos más pequeños en el otro para compensar la escena. Todo depende de la fuerza de nuestro marco.

Con un reloj

Al igual que ocurre con los espejos y los cuadros, el gran reloj de pared tiene un efecto similar. Con ellos conseguimos decorar las paredes con sólo dos o más elementos, no tienen por qué tener un gran peso decorativo.

Lámparas llamativas

 Cuando encargamos decorar muebles de altura media (por ejemplo, aparadores y consolas), una de las primeras cosas en las que pensamos es en la lámpara

Su presencia ya contribuye a la decoración, pero su aportación será aún mayor si además forma parte de la iluminación activa de la estancia en la que se coloca. Creemos que está en una escena de iluminación de uso frecuente. Además, tenemos la opción de crear simetría colocando dos unidades, una a cada lado del mueble, y algunos otros objetos intermedios.

En internet hay lámparas de pie, mesa, de techo y cualquier otra que te puedas imaginar.

¿Cómo elegir un aparador?

Aquellos que buscan  un aparador con la mejor relación calidad y precio deben considerar todos estos factores de compra antes de realizar una compra: 

  1. Dimensiones: El aparador de salón clásico es de altura media y bastante ancho, pero también existen diseños más estrechos y alargados que se adaptan mejor a dormitorios, pasillos y cocinas pequeñas. 
  •  Capacidad de almacenamiento: cuanto más grande, mejor. Los mejores aparadores permiten personalizar el interior colocando baldas y baldas adecuadas al usuario.

3. Cajón: Muy útil, puede almacenar correctamente cosas pequeñas como platos. 

4. Material: Lo normal es que los aparadores industriales tengan una estructura metálica (hierro, acero o aluminio). En todos los demás casos, suele ser de madera maciza o material compuesto. Esto afecta principalmente al precio, la calidad del acabado y la durabilidad, pero no a la resistencia. 5. Puerta: Aparador con puertas correderas y abatibles. Los primeros son mejores para espacios pequeños porque no requieren espacio libre al frente, aunque son más caros.

También existen aparadores de espejo o de cristal que permiten ver desde fuera lo que se guarda en el interior. Son ideales si queremos decorarlas con nuestros platos o vasos.

¿Dónde puedo ubicar un aparador para que luzca bien?

El salón, especialmente el comedor, es un lugar recomendado para un buffet clásico. Sin embargo, también se pueden utilizar:

  • Cocina: preparamos una mesa de comedor para guardar elementos.
  • Habitación infantil: se guardan los juguetes de los niños. Habitación de adultos: como reemplazo o complemento de una cómoda o mesita de noche.
  • Vestíbulo: como mueble decorativo para llaves y otras cosas que necesitamos al salir de casa.